Hipotiroidismo (un enfoque práctico)

Escrito por Dra. Susana Scarone Imprimir
05
Ago
2018

HipotD

En esta instancia, nos enfocamos, en el Hipotiroidismo, situación que se genera cuando disminuye la producción de hormonas tiroideas, es una patología tiroidea muy prevalente en la población general.

Se diagnostica con una frecuencia de alrededor de 1 a 2% de la población general, cifra que puede verse incrementada, si incluimos  además al hipotiroidismo subclínico y en los ancianos.

Predomina en el sexo femenino, siendo la edad promedio, la  4ª década de la vida, aunque dado el interés de diagnosticarla, en los diferentes grupos etarios la misma se puede observar en otras etapas de la vida.

hipotiroidismo-epidemiologia

La jerarquía que tiene el HIpotiroidismo, no es solo por su alta incidencia, sino por las repercusiones que  determina, de no ser tratados. Por su importancia enumeraremos a:

Situaciones que deben ser analizadas en forma prematura, para poder diagnosticar el Hipotiroidismo, tratarlo y de esta manera impedir  complicaciones futuras.

 

Mencionamos que muchos de los pacientes con hipotiroidismo presentan un gran abanico de manifestaciones, en un extremo se encuentra un cuadro asintomático el cual es diagnosticado a través de un examen de laboratorio,  por la solicitud muchas veces por el médico general de una TSH, que puede encontrarse en el límite superior de la normalidad, hasta un cuadro florido, lo cual depende de la intensidad y duración del déficit hormonal.

 

¿Cuál es la definición de Hipotiroidismo?.

Agrupa una serie de síntomas y signos, caracterizado por una deficiencia de las hormonas tiroideas, en general por reducción en la producción de las mismas. Resultando de ello, que los diferentes  órganos y tejidos periféricos, no reciben en forma adecuada la hormona tiroidea tan necesaria para el metabolismo de los mismos.

hipo

La consecuencia de ello, depende  del nivel y expresividad, en el momento de su presentación.

 

¿Qué mecanismo de regulación presenta la glándula tiroides?.

Antes de describir los síntomas y signos, resultantes de la baja  exposición de los órganos y tejidos periférico a la hormona tiroidea; creemos conveniente hacer algunas puntualizaciones en cuanto a la fisiología de la glándula tiroides, es  interesante conocer los mecanismos regulatorios de la misma. Percibimos en el consultorio la curiosidad del paciente por comprender, el  porque se presenta esta patología.

 

  1. El sistema de regulación es a nivel del Sistema Nervioso Central  a través del eje Hipotálamo- Hipófiso Tiroideo (eje HHT), TRH es una hormona que se produce en el hipotálamo con la capacidad de estimular a la glándula pituitaria o hipófisis. Como sabemos la misma presenta 2 porciones una anterior y posterior. La primera denominada adenohipófisis,  se encuentran células tirotrópicas y lactotrópicas entre otras, que van a formar TSH y Prolactina, respectivamente, estas 2 hormonas son estimuladas por la TRH (hormona segregada por el hipotálamo). La TSH esta encargada de estimular a la glándula tiroides, para que forme T4 o tiroxina y T3.
  2. Retroalimentación negativa de las hormonas tiroideas sobre el eje HH .
  3. Mecanismo de autorregulación dependiente de la propia glándula tiroides , según la disponibilidad del yodo inorgánico.

 

Tipos de Hipotiroidismo y sus diferentes clasificaciones:

  1. Adquirido cuando existe algún proceso, que determine la destrucción del tejido tiroideo o por déficit funcional tiroideo)
  2. Congénito, cuando la alteración se da en el desarrollo embriogénico,  ya sea por:

* deficiencia de alguna enzima o sustancia necesaria que afecte la síntesis hormonal  tiroidea, denominado bocios disenzimáticos.

*  la propia glándula tiroidea no se ha desarrollado, denominada agenesia tiroidea

resistencia de los órganos a la hormona tiroidea

 * cretinismo endémico.

 

 

Primario

es el más frecuente, se define cuando la alteración esta presente en el propio tejido tiroideo. Debemos tener en cuenta que a nivel mundial la causa más frecuente de hipotiroidismo es el déficit de Yodo, pero en áreas con ingestas apropiadas del mismo, la patología autoinmune es la que se impone. De hecho podemos afirmar que en nuestro país (Uruguay) , se da con una frecuencia  de alrededor de un 90%.

  1. Hipotiroidismo  por Tiroiditis Autoinmune. Como hemos explicado en otras revisiones existen sustancias denominadas anticuerpos, las cuales normalmente tienen una función de defensa en el organismo, y por determinados mecanismo no reconocen los órganos (en esta situación a  la glándula tiroides)  la “atacan”, destruyéndola paulatinamente, determinando su incapacidad para formar la hormonas.                                                                                                               Los anticuerpos antitiroperoxidasa,  ayudan a confirmar nuestro diagnóstico, aunque los mismos en un comienzo de la enfermedad pueden estar disminuidos e  ir aumentando progresivamente,
  2. Ablación de la glándula tiroides ya sea con * Yodo 131 luego de cursar un hipertiroidismo o     como tratamiento coadyuvante luego de una Intervención Quirúrgica, por un proceso maligno  sobre ella.
  3. Respectivamente el hipotiroidismo será 1º, luego de tratamiento con  Yodo 131 o postquirúrgico.
  4. Por fármacos, que inhiben la síntesis de las hormonas tiroideas como son el Metidazol y el Propiltiouracilo, otros como la amiodarona (droga antiarrítmica la cual tiene en su molécula mucho Yodo), litio, Interferón y el mismo Yodo que bloquea a la glándula tiroides. Tanto el litio como la amiodarona, determinan hipotiroidismo por una falla en el sistema de escape del Yodo denominado efecto  Wolff-Chaikoff.
  5. Tiroiditis subaguda o postparto. (Hipotiroidismo transitorio)
  6. Mas raro, irradiación de cabeza y cuello.

 

Hipotiroidismo Secundario y Terciario,                                                                   

Menos frecuente que el anterior,  se producen por la disminución de las hormonas que controlan el tejido tiroideo, que se encuentran a nivel del sistema nervioso central: la Hipófisis y del Hipotálamo.

Esta situación  es  debido alguna  patología que involucre dichas estructuras. Puede ser debido a procesos neoplásicos, luego de una radiación o proceso quirúrgico, por autoinmunidad, por isquemia entre otros.

Hormona tirotropa o TSH y Hormona Estimulante de la TSH, (TRH) provenientes de la adenohipófisis y del hipotálamo respectivamente.

 

¿Porqué consultan estos pacientes?

En general el médico tratante solicita exámenes de rutina y dentro de ellos TSH. ¿Que debemos explicarle al paciente, si la  TSH esta por encima del rango superior a la normalidad? ¿Debemos comenzar con el tratamiento?

NO, recordemos que frente a una TSH elevada, nuestra conducta es repetir el perfil tiroideo completo es decir TSH y T4l libre, ya que debemos corroborar en 1º lugar si existe esta entidad y luego realizar la categorización en cuanto al  tipo  de hipotiroidismo que presenta es decir: clínico o subclínico.

 

Clínica

 

¿Cuál puede ser el motivo de consulta?

Generalmente, la forma de presentación de los síntomas pueden ser inespecíficos, astenia, adinamia, constipación entre otros.

Los pacientes pueden referir molestias que se localizan en la región anterior de cuello, como  consecuencia de patología tiroidea o extratiroidea. En estos casos una inspección y palpación cuidadosa del cuello es necesaria para excluir la existencia de bocio o de nódulos tiroideos palpables.

Hipotiroidismo primarioc

 

Si bien las manifestaciones clínicas del Hipotiroidismo dependerán de diferentes parámetros según el momento que se manifieste la enfermedad (edad, estado fisiológico entre otros)

Hay que tener en cuenta que frente a una  mujer en edad genital activa, puede existir  compromiso de la fertilidad, además de alteraciones en el ciclo menstrual o si ella se embaraza hay que advertirle que  cuando planifique el mismo (sobretodo en pacientes con antecedentes familiares de tiroidopatías), debe dosificarse la TSH, previamente.

 

El hallazgo puede ser  al buscar causas de:

  1. Retardo del crecimiento,
  2. Infertilidad,
  3. Polimenorrea, es cuando el sangrado menstrual se presenta en un período menor a 21 días,
  4. Anemia,
  5. Dislipemia o alteraciones en las grasas,
  6. Hiponatremia al realizar un ionograma encontramos que el sodio se encuentra bajo,
  7. Bradipsiquia en un paciente mayor,
  8. Galactorrea,
  9. Trastornos digestivos cambios en el ritmo defecatorio o constipación
  10. Pacientes con cardiopatías

 

En un principio, solicitaremos  TSH sérica ,con metodología de 3º generación o de última generación, por su  mayor sensibilidad, es la denominada TSH ultrasensible.

 

¿Porque  esta técnica es la de preferencia? ¿Cuál es el significado que la TSH sea más efectiva cuando es de 3º generación?

La dosificación se realiza por medio de una técnica denominada quimioluminiscencia. El valor de la misma; es debido a que pequeñas variaciones en la concentración de hormonas tiroideas pueden determinar aumentos considerables de las concentraciones séricas de TSH, cuando diagnosticamos un hipotiroidismo.

Para corroborar el diagnóstico se solicita el perfil tiroideo completo, es decir TSH y T4L (no es necesario solicitar T3 cuando de un hipotiroidismo se trata, esta hormona es importante cuando el paciente cursa con hipertiroidismo).

Debemos considerar que tanto en un niño como en una embarazada se solicita siempre el perfil completo y luego se vuelve a corroborar.

 

Anticuerpos Antiperoxidasa, es la dosificación de anticuerpos contra antígenos tiroideos. En el hipotiroidismo es de suma importancia la dosificación de este anticuerpo el cual es una inmunoglobulina de tipo G, que se vincula con el grado de infiltración linfocitaria, de la glándula tiroides. Vinculada a la Enfermedad denominada Tiroiditis de Hashimoto.

 

Ecografía Tiroidea: Es un estudio que nos aporta datos sobre la morfología de la glándula tiroides, es técnico dependiente ya que estriba en la capacidad del médico informante que este experimentado en su realización. Nos definirá el volumen glandular, la existencia o no de nódulos, pseudo-nódulos, de adenomegalias o ganglios, si existe o no desviación de la luz traqueal y nos definirá además la vascularización.

 

Tratamiento

El mismo estará destinado en compensar el déficit de hormona tiroidea, dependerá de la etiología del hipotiroidismo.

El tratamiento de elección es con levotiroxina sódica considerada como el tratamiento de sustitución fisiológica.

Se debe advertir al paciente que esta medicación se suministra en la mañana en ayunas ya que la absorción en estas condiciones es de un 80%.

Vida media es de 7 días, luego que se absorbe, sufre la transformación periférica a triiodotironina, la cual es la hormona activa. Es por ello que para el control del tratamiento, dosificaremos TSH a los 35 día, luego de comenzar el tratamiento..

La dosis a emplear depende de varios parámetros:

 

 

 

Última actualización el 05 de Agosto de 2018